Inicio Esta Pasando Que ver en la Sierra Norte de Madrid

Que ver en la Sierra Norte de Madrid

386
0
que ver en la sierra norte de madrid

El Parque Natural de la Cumbre, Circo y Lagunas de Peñalara

La Sierra de Guadarrama es un área inigualable en toda la Comunidad de Madrid. Abarca numerosos tesoros de la naturaleza, que podrían ser asemejados a los grandes mundos de Laura Gallego. Imagínense caminar a través de un gran bosque de pino silvestre, con arborescentes llanuras. Entre tanto escuchar el batir de las alas de uno de los animales más majestuosos de la zona: el águila imperial. En las zonas más altas es posible recorrer senderos de roquedales o toparte con una extensa pradera primaveral. Así es uno de los rincones declarado parque natural desde 1990.
El acceso a este espacio natural es libre y se realiza desde el puerto de Cotos. Allí podrán llegar con la línea C-9 de Cercanías. Un tren que sale desde Cercedilla. Aun así siempre puede optar por un autobús que sale desde Moncloa, la línea 691. Si lo tuyo es coger coche y carretera, no tendrá ningún problema, puesto que cuenta con un recinto de estacionamiento situado en el mismo puerto. Una vez allí se encontrará con el edificio de información, dónde le podrán asesorar sobre las mejores rutas.

¿Quieres descubrir más sobre este emblemático paraje?

Lagunas

En el parque hay varias lagunas admirables de ver. Entre ellas se encuentran una veintena de origen glaciar, es decir, formadas gracias a la situación geográfica y a su clima de temperaturas bajas. En otoño o primavera es posible encontrarse unas pequeñas cascadas que emanan de las lagunas. Entre las más destacadas, cuya parada es casi obligatoria, nos encontramos con:

Laguna de los pájaros

El Macizo de Peñalara es el perfecto invitado en la Laguna de los pájaros. En invierno la laguna se congela, y se cubre de una extensa capa de nieve. Es en primavera cuando sucede la magia. Esa capa de hielo se derrite y deja ver una pequeña albufera en la que se refleja el Macizo. Una combinación francamente conmemorable. Sus aguas son tan cristalinas que es muy probable que disfrutes de la vida de alguna especie que habite en ellas. La ruta dura aproximadamente más de 2h y media desde el Puerto de Cotos. Sin duda, un trayecto que, aunque parezca muy largo, merece la pena.

Laguna Grande de Peñalara

Es una de las lagunas que se introducen en la literatura de Pio Baroja, en concreto en su libro ‘Camino de perfección’ de 1902. Se sitúa en el Circo de Peñalara. De forma ovoide está rodeada de grandes praderas y matorrales, con zonas rocosas que la cubren y crean cómo una coraza. Los viandantes no pueden aproximarse tanto cómo gustaría porque el parque tiene zonas protegidas. Hay numerosos anfibios viviendo en sus aguas, pero no peces. La condiciones invernales hacen que la laguna se congele y dificulte la vida para éstos.

Laguna de los Claveles

De creación glaciar como las anteriores, esta laguna es posible encontrarla en el circo de Pepe Hernando, concretamente en un arco morrénico. De dimensiones alargadas que se aproximan a media hectárea. En cuanto a su superficie de agua es mayor que la Laguna Grande y cuya profundidad es de 2 metros y medio.

Geología

Una de las razones por las que este parque es tan especial es por el Macizo de Peñalara y el Circo. La roca de la que están compuestos es de granito, muy abundante en toda la Sierra de Guadarrama. El producto de estas creaciones rocosas se debe a una acción glaciar dada en el Cuaternario o a diferentes procesos como, por ejemplo, la erosión.
Este Circo glaciar, también nombrado como Hoyo de Toril y Hoya de Peñalara, posee una extensión de 140 hectáreas, aproximadamente. Es, de entender, muy grande y difícil de abarcar si lo que se pretende es conocerlo en toda su extensión. Además, se divide en dos sectores: uno en el noroeste y otro en el sudoeste. En el primero es dónde podemos ubicar la Laguna Grande. Por otro lado, el Macizo de Peñalara es una de las creaciones más asombrosas en la naturaleza. En él se pueden hallar diferentes humedales con gran valor ecológico e incluso de valor internacional. El total, hasta ahora, es de 240. Estos humedales facilitan y permiten una mejor conservación de la diversidad de especies. Cabe agregar que están incluidos en el Convenio Ramsar.

Especies

Durante el recorrido es posible encontrarse con distintas especies. Se trata de animales de pequeño tamaño. Entre ellos podréis encontrar anfibios, aves y algún mamífero. En Peñalara se estima que hay 94 especies protegidas por el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas.
De entro los anfibios más observados se puede encontrar la salamandra común, aunque muchos senderistas han podido hallar otras especies muy escapistas. Hay que tener buena vista y reflejos para no perdérselos.
Entre las aves, y como hemos desvelado al comienzo, se encuentra el águila imperial. Pero estad muy atentos porque hay otras aves muy especiales que rondan por la zona. Se destacan la caballa gris el pechiazul, el roquero rojo o, entre otros, el buitre negro.
En cuanto a los mamíferos que hay, se localizan ardillas, tejones y conejos. Pero, si tienes una pizca de suerte, podrás encontrarte con un tritón alpino o con el topillo de Cabrera.

Vegetación

La flora es muy variada. Puede verse diferentes matorrales como el de jabino, de brezo y enebro. También, aunque más escasos, están los de arándanos. Si el sendero que realiza es por debajo de los 2000 metros de altura será posible ver un gran bosque de pinos silvestres. Las praderas son otra de las maravillas de este emblemático paraje. Se alternan junto con los matorrales y algún que otro arroyo o laguna.
Las flores son de colores vivos, muy llamativos. Es posible verlas en estaciones más cálidas como la primavera o el verano. Gran centenar de la flora de Peñalara necesita protección, pues su gran singularidad se le considera que están amenazadas. Se han llegado a contabilizar un total de 200 tipos diferentes de líquenes rupícolas. Ejemplares que sorprenden ya que pueden soportar condiciones climáticas extremas y se ha atestiguado su gran perdurabilidad en el tiempo.

Ocio

De entre las diferentes actividades que puedes realizar se destaca el senderismo, la escala y esquiar. Este último únicamente es posible en invierno, cuando todo el parque se cubre de nieve. Sus puntos habituales son en las zonas más cercanas al puerto de Cotos. En cuanto al senderismo hay diferentes rutas que puede realizar, unas más largas que otras. Siempre puede preguntar en el punto de información qué ruta se adecua más a sus condiciones. Ellos le aconsejaran sin ningún problema. Para la escalada sucede un poco lo mismo. Es recomendable tener cierta idea o ir acompañada de alguien con experiencia. Una de las zonas permitidas y recomendables de escalar es el Circo de Peñalara. Y, en invierno, se pueden escalar diferentes cascadas congeladas del Circo.

Si te gusta el contacto con la naturaleza, conocer nuevas zonas, disfrutar de unos paisajes increíbles y de especies muy especiales… este es tu sitio. El parque natural de la Cumbre, Circo y Lagunas de Peñalara es el destino perfecto para pasar un fin de semana de escándalo. Y sin necesidad de salir de la Comunidad de Madrid.

 

 

Anuncios

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here